Antigua

Fue en la región de Antigua donde las primeras plantas de café fueron sembradas por los Jesuitas como una planta ornamental para adornar sus jardines. La ciudad de Antigua esta rodeada por los volcanes de Agua, Fuego y Acatenango, lo cual hace que sus suelos sean más fértiles y buenos para producir café. Se encuentra a 1500m sobre el nivel del mar, haciendo de su café, un café de altura.
El Café de Antigua posee excelente cuerpo con una acidez, bastante pronunciada, así como balance entre cuerpo y aroma. Su sabor puede ser catalogado como un sabor floral dulce.